Desde el lunes 11 hasta el jueves 14  Monseñor Juan Alberto Puiggari estará participando de la 117° Asamblea Plenaria del Episcopado Argentino en la Casa de Ejercicios “El Cenáculo” en Pilar. La misma está encabezada por su Presidente Monseñor Oscar V. Ojea, Obispo de San Isidro.

Los Obispos de todo el país abordarán en toda la asamblea aspectos relacionados a la pastoral de la Iglesia en la Argentina. Comenzarán con el habitual intercambio pastoral donde surgen tópicos diversos de la realidad de cada diócesis.

 

Los Obispos seguirán desarrollando su reflexión en vistas a la concientización en sus fieles del sostenimiento del culto.  Este martes, se presentará en el marco del trabajo del día el Mes misionero extraordinario, convocado por el Papa Francisco para  octubre de este año.  El tema es: “Bautizados y enviados. La Iglesia de Cristo en misión en el mundo”.

 

Durante el miércoles dedicarán las sesiones a continuar la reflexión sobre la inculturación del mensaje de Jesús y el camino sinodal. El jueves tendrá eje en el trabajo de las distintas comisiones episcopales y el análisis de las acciones pastorales que vienen desarrollando.

 

 

Visita Ad Limina

Cabe destacar que abordarán los Obispos cuestiones preparatorias para la visita Ad Limina que se desarrollará en el mes de mayo. La visita constituye para los Obispos una renovación pastoral y personal de su misión, además de la expectativa y esperanza por el  encuentro en Roma con el Sucesor de Pedro, el Papa Francisco. “La visita «ad limina Apostolorum» por parte de todos los Obispos, tiene un significado preciso: el fortalecimiento de su responsabilidad de sucesores de los Apóstoles y de la comunión jerárquica con el Sucesor de Pedro y la referencia, en la visita a Roma, a las tumbas de los Santos Pedro y Pablo, pastores y columnas de la Iglesia Romana.”

 

Sobre la Asamblea Plenaria

 

Según su estatuto, “la Asamblea Plenaria es el órgano primario y principal de la Conferencia Episcopal que expresa de forma particular el afecto colegial de sus miembros” y se realiza dos veces al año. Están convocados 95 Obispos (diocesanos, auxiliares), un sacerdote administrador diocesano e invitados 44 obispos eméritos y  el Nuncio Apostólico Monseñor León Kalenga Badikebele.